jump to navigation

Un Hombre de verdad abril 9, 2010

Posted by elvapa in Príncipe azul.
trackback

Sustraído de un recorte de periódico escrito por Imma Sust. Imagen: georged.deviantart.com

Hola, me llamo Imma (una como cualquiera de nosotras) y quiero un hombre de verdad. A mis 32 años ya me he cansado de esperar al príncipe azul, y una vez asumido eso, me doy cuenta de que los hombres de verdad ya no existen. Ahora, el hombre del S.XXI es como nosotras, las mujeres, igualitos pero con pene.

De hecho, son peores. Usan nuestras cremas, se depilan, tienen más ropa en el armario, van al club cuatro horas al día y son sensibles… Yo no quiero un hombre sensible, quiero un hombre que me abra la puerta del coche, me defienda si entra un ladrón en mi casa, sepa conducir y no llore mirando los puentes de Madison. ¿Pero cómo encontrar a ese hombre?

Yo ya no distingo a los metrosexuales de los homosexuales o los heterosexuales. Antes era más fácil. Un hombre llevaba un pendiente y estaba claro, era gay.  Ahora tienes que hacerle un test para descubrir de qué palo va. El último hombre con el que he ligado pasa más horas en la peluquería que yo, se pinta las uñas, se gasta un dineral en ropa de marca y es un narcista de narices.

Pero lo peor viene a la hora de cenar. No se limita a limpiar los platos o recoger la mesa como haría cualquier hombre normal. No. Cada día, entra en mi cocina, lo ordena todo a su manera y decide por mí qué es lo que tengo que comer. Y no estoy hablando de unos macarrones y un bistec a la plancha. !Qué va! Cocina cosas raras que no sabía ni que existían, como el tofu.

Pero el otro día pasó algo con lo que una no puede luchar. Le pedí que me ayudara a colgar un cuadro y resulta !que no sabía hacerlo! En aquel momento me di cuenta de que aquella relación no iba a llegar a ningún lado.

¿Pero qué está pasando? si un hombre ya no puede colgar un cuadro o cambiar una rueda del coche ¿de qué narices te sirve? Para eso me voy a vivir con una amiga. Porque no nos engañemos, desde que existen esas cosas que vibran, ¿para qué necesitamos a un hombre si no puede ni montarte una mesa de Ikea? Es desesperante. Cuánto daño ha hecho David Beckam al mundo masculino en general. Yo sólo quiero un hombre de verdad, que vea el fútbol a la hora de cenar y me deje en paz.

Anuncios

Comentarios»

1. elvapa - abril 9, 2010

Este artículo me encantó, lastimosamente no sé el nombre del periódico en el que fue publicado, puesto que me fue enviado en alguna de esas cadenas de correo electrónico, que una, muchas veces lo ignora.

Mientras recorres el testimonio de Imma, inmediatamente comienzas a asociar con tus compañeros de trabajo todas las “anécdotas” descritas. Muchos de ellos, a pesar de ir a gimnasios y sacar “músculos” pues no te quieren ni ayudar a levantar una mesa. Ojo dije ayudar, puesto que hasta esperar que por iniciativa propia los hombres deseen hacer todo el trabajo, nos quedamos plantadas como árboles de Navidad.

Sin embargo, independientemente de lo que hacen o dejen de hacer, existe el perpetuo narcisismo que nos comentaba Imma. NO solamente evitan realizar trabajo de fuerza, o la sensibilidad en situaciones donde nos estigmatizaron por ser “débiles”; sino que aún piensan que son el ombligo del mundo y todo gira en relación a sus pensamientos. Esto es lo que realmente me molesta, persiste el machismo y el egocentrismo. Opino que n hombre de verdad es el imaginario creado en nuestra mente… todo lo que hay es lo que se ofrece… y a pesar de todo… el mercado persiste con demanda y poca oferta de calidad. Habrá que acostumbrarnos a las liquidaciones de temporada o las ofertas dos x uno. Sniffff.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: